Obstáculos en yoga

Estándar

Muy buenos días!!

Cada persona tarde o temprano encuentra ciertos obstáculos en su camino yógico y cualquier camino de desarrollo personal. Estos obstáculos pueden aparecer como problemas de salud, apariencia inesperada de mucho cargo y lío en trabajo y tareas cotidianas que parece que roba todo el tiempo, y también en la pereza – que es un obstáculo muy común, poco reconocible desde el principio pero muy peligroso.

Aparecen sin darnos cuenta, y de repente vemos que llevamos…unos meses sin hacer nada, pensando que “es solo esta vez o este mes que no hago yoga/no voy a la clase/ me quedo haciendo otra cosa más sencilla”. Cada obstáculo nos abre cierta parte de nosotros y siempre en el momento más adecuado – justo cuando parece que no es el momento!! Justo que parece que avanzamos mucho en las posturas, tenemos más fuerza, más flexibilidad, entendemos que es lo que estamos haciendo y…muy frecuentemente en este momento nos espera una enfermedad o lesión grave que nos hace parar nuestro cuerpo. Muchas veces decimos en este momento que vamos a dejar la práctica hasta que se pase la lesión. Pero aquí está la trampa!! La lesión es precisamente nuestro examen y otra puerta a la vez – puerta que muestra otras aspectos de yoga, por ejemplo, otras partes de nosotros mismos con las calidades que no queremos ver y pensamos que nos las tenemos (el orgullo, por ejemplo), nos hace cambiar nuestro enfoque  – a menudo desde el exterior hacía el interior, y…lo más importante es que nos hace buscar la raíz del problema dentro de nosotros y así – transformando nuestro interior, encontrar la curación.

Cada obstáculo es un pequeño o grande examen en nuestro camino, una prueba de nuestro nivel interior – si ya hemos aprendido la lección o si tenemos que seguir “en primer grado del cole” ya unos cuantos años…Y está solamente en NUESTRO PODER de decidir continuar, de decidir hacer un paso adelante – y uno más, y el otro – teniendo en cuenta que las pruebas serán más difíciles cada vez, y la tentación de dejarlo todo será más intensa. Pero una vez que superemos estas lesiones – o mejor dicho lecciones!!, estos líos en el trabajo que nos “quitan el tiempo”, esta pereza y miedo al cambio, en seguida encontraremos que tenemos muchísima energía, más ganas de vivir, de crear – nuestra energía creativa y constructiva va a explotar, nuestro cuerpo literalmente empieza a volar por encima de la esterilla, sentiremos alegría y felicidad sin razón ninguna, sin estímulos externos…Hasta que venga el otro examen…

Y así toda la vida, ya que una vez que hemos pisado el Camino, no hay vuelta atrás…

Namaste, y buena práctica desde vuestro corazón!

vika

NjA72uO1ebs

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s